¿Cómo debo dormir durante el embarazo? Posturas y consejos.

¿Cómo debo dormir durante el embarazo? Posturas y consejos.

Sois muchísimas las mamis que os hacéis estas preguntas: ¿Cómo debo dormir durante el embarazo? ¿Hay posturas prohibidas? ¿Qué postura es la más adecuada?

Además muchas mamás buscáis información sobre este tema, por ello quiero resolverte esos miedos e inquietudes que se van incrementando a medida que vuestra barriguita va creciendo, con información adecuada y rompiendo mitos.

Partimos de algo básico mami, lo principal es que descanses y que estés cómoda. Que tu sueño sea reparador durante esta etapa es muy importante.

Voy a resolver las 4 preguntas más frecuentes sobre qué posiciones son correctas o contraproducentes para dormir durante el embarazo. ¡Y romperemos algunos mitos!

1.¿Es peligroso para el bebé dormir boca bajo?

Yo en este caso siempre os digo ¿Cómo te sientes mami? ¿Te sientes cómoda? Si estás cómoda ¡Adelante!

¿Tu cuerpo te da algún tipo de señal? En este caso, si estás molestas, o a medida que tu brriga va creciendo, notas la presión sobre ella. ¡modífícala!

2. ¿Hay alguna posición que no sea aconsejable mantener durante el embarazo?

 En realidad no hay ninguna posición prohibida. Es cierto que sobre todo durante el último trimestre al estar tumbada boca arriba puede haber una compresión de la vena cava y producir mareo. Pero… ¿Esto le sucede a todas las mamis? NOOOOO, para nada. Por eso es importante que percibas como responde tu cuerpo.

Si estás bien y no notas nada, puedes dormir boca arriba.

3. ¿Qué postura es la ideal para dormir durante el embarazo?

La mejor postura para dormir estando embarazada, es de forma lateral tumbada sobre el lado izquierdo.

¿Por qué? Porque esta posición te va a ayuda a mejorar el flujo de sangre entre el corazón, el feto, el útero y los riñones. Además, disminuye la presión sobre el hígado.

4.Otra de las preguntas que no soléis hacer es ¿Por qué me duele el lateral de la cadera al tumbarme y dormir de lado?

Mami al tener un peso añadido y tumbarte de lado, el peso se desplaza sobre una prominencia ósea y el aumento de relaxina a nivel hormonal,  produce que la musculatura esté más laxa.

Esa laxitud ligamentosa y articular ayuda a que la pelvis se abra en el momento del parto.

Debido los cambios hormonales es normal que se produzcan molestias o dolores articulares e incluso que sientas esa debilidad que se te va el paso en algunos momentos. Por eso es importante que cambies de posición, calzado adecuado y es fundamental que estés muscularmente tonificada, para estabilizar esas estructuras. 

El ejercicio físico te va a ayudar a estar tonificada y a la vez a descansar mejor.

Espero haberte ayudado a resolver tus dudas sobre las posiciones para dormir de forma segura tanto para ti como para tu bebé. ¡Te espero pronto para aportarte más consejos!

Autora: Noelia Mateu. Enfermera de DomoPersonal y Gym4mom.

CERRAR
×
×

Carrito